Saltar al contenido

Importancia de la limpieza y el ritual

8 marzo, 2021

Importancia de la limpieza y el ritual

Si sois profesionales del tarot puede que se os preguntéis que hacer cuando vuestro mazo parezca cansado. Empecemos por el principio. Una baraja comprada, nueva o bien no, no es más que una baraja, que lleva en ella miles y miles de marcas invisibles, desde el fabricante hasta quien la embala llegando para finalizar a todo aquel que la toma en sus manos valorando su posible adquisición y acumulado energías de aquellos que la han tocado. Las barajas hay que personalizarlas, hay que dejar la esencia de cada uno en la baraja que quieras utilizar. Lo más esencial es hacerla tuya.
Una baraja nueva es nueva en empleo mas no en contacto y debemos hacerle nuestra marca. Elegid la que más os guste, ella os llamará, siempre habrá una con la que te sientas cómodo.
En un nivel elemental es más fácil empezar con un tarot muy explícito puesto que sus dibujos os pueden guiar, favoreciendo más tarde una evolución cara tarots que son “difíciles” de manejar (Marsella, Visconti).
Existen ritos de purificación consistentes en “lavar” cada misterio de estas sutiles impurezas seguido de otros llamados de consagración. Puede purificarse soplando por el anverso y dorso de cada carta el humo de una varita de incienso y por último por toda la baraja, siguiendo el paso nuevamente por la llama de una candela blanca. Estos pasos pueden emplearse para adecentar cualquier objeto o bien talismán si bien prefiero lavar en agua con sal las piedras que utilicemos como amuletos.
Hace ya tiempo que no adquiero ninguna baraja y en todo momento he hecho es usar un paño grueso obscuro, si es de terciopelo mejor, y adecentar cada carta, para pasarla después por la llama de una candela blanca. Poned una candela blanca y encenderla con una cerilla de madera. Tomad la nueva baraja y carta a carta, pasadla por el derecho y el dorso en su orden por la candela, pensando en los significados que tiene la carta, lo que representa, si una carta os anuncia amor o bien desgracia, en sus sentidos positivos y negativos, aun podéis asignar un significado para vosotros que no es el que de forma general tiene el misterio. Cuando acabéis el ejercicio, guardadla en un paño –distinto del que habéis utilizado para el ritual-  o bien una bolsa oscura puesto que la resguardará de influencias externas y llevadla con vosotros un tiempo, en un bolso, en el cajón de vuestra mesilla… Tocadla, pensad en ella, sentidla vuestra y vosotros de ella.
Para su siguiente ritualización, hay quienes exponen la baraja envuelta en una lona blanca a la luz de la luna desde la fase creciente o bien 3 días ya antes del plenilunio. Esta exposición debe efectuarse a lo largo de 7 noches sucesivas y repetirse en torno a los equinoccios y los solsticios.
Algo que acostumbra a ocurrir es que en lecturas en que se apartan los misterios mayores de los menores desatiendo unos se mezclen con otros o bien se queden en su caja, en la bolsa o bien donde se guarde. La lectura que se hace con un mazo incompleto no sirve, no es válida faltan datos para hacer una lectura correcta. Cada misterio está repleto de matices y os daréis cuenta de que cada persona o consulta tiene un conjunto de cartas que aparecen habitualmente a lo largo de la sesión y puede daros un mensaje diferente al que siempre y en todo momento os dan. La habilidad es la mayor aliada.
Si no tienes algún misterio otros pueden decirte lo que aquel te transmite requerirá un nivel avanzado para esto. Debéis utilizar más de un mazo, para efectuar lecturas generales, otras en que se empleen separados mayores de menores, utilizar otra como asistente a la confirmación de conclusiones… Con respecto a las energía propias de cada mazo, es verdad que podéis notar las cartas “cansadas”, bien por el empleo y no conseguís conectar con el consultante. Sabéis que no se puede leer al mundo entero por igual, la interpretación no es una ciencia precisa. Cuando noto que no encuentro contestación, tomo otro mazo que hace ya tiempo no haya utilizado desde hace tiempo, a veces las cartas necesitan descansar. Dejar la consulta, da una vuelta y reanúdala a las horas. La paciencia también juega un papel importante.

Últimas entradas de Cristina (ver todo)